¿Cuántas veces enciendes la luz de tu casa durante el día? Seguramente muchas. En el baño, en el pasillo, para leer porque ya no entra suficiente luz del exterior o quizás tus hijos para poder estudiar. Esto causa un gasto de energía que, en muchos casos, podría evitarse con trucos para ahorrar energía aprovechando la luz que harían tu hogar mucho más luminoso.

Trucos cuando vas a construir una vivienda

La construcción de una vivienda eficiente energéticamente tiene mucho que ver con el aprovechamiento de la luz del sol. Estos son solo algunos de los trucos que puedes implementar en tu obra.

  • La orientación de la vivienda. Es muy importante para conseguir luz. Es cierto que incluso con una obra que comienza de cero no siempre puedes elegir cómo vas a situar la casa, pero sí puedes distribuir el interior para que las zonas de uso común estén orientadas al sol.
  • Placas solares. Las placas solares son cada vez más frecuentes en los hogares de nueva construcción. Puedes ahorrar mucha energía aprovechando la luz del sol de una forma diferente, ya que no se trata solo de evitar encender las bombillas sino, tal vez, de conseguir agua caliente todo el año gracias al sol evitando consumir electricidad o gas.
  • Ventanales amplios y eficientes. Los ventanales de gran tamaño permiten la mejor iluminación. Incluso un tabique entero puede ser sustituido por un ventanal, caso del salón que puede dar a un bonito porche o al jardín. Pero es muy importante que sean ventanales muy eficientes o, de lo contrario, lo que se ahorra en luz se acabará gastando en climatización.
  • Tragaluces en zonas estratégicas. Los tragaluces son fantásticos para aprovechar la luz del sol en pasillos o en huecos de escalera que, de otra manera, tendrían difícil acceso a la luz natural. En los últimos tiempos podemos ver también los llamados túneles solares, que permiten colocar puntos de luz natural en zonas en las que era absolutamente imposible hacerlo hasta ahora.

placas-solares

Trucos cuando vas a reformar tu casa

Cuando se afronta la reforma de una vivienda son muchas las cosas que se pueden tener en cuenta para que esta mejore y se vea más radiante. Estos son algunos de los trucos que debes de considerar para tu obra.

  • Los espacios abiertos son los más luminosos, elimina tabiques. Cuando se crean espacios abiertos la luz fluye por toda la casa. La ausencia de tabiques junto a una buena distribución de los muebles contribuye a que no haya zonas oscuras ni demasiadas sombras.
  • Usa tonos claros para la pintura y los suelos. Las paredes en tonos muy claros reflejan más la luz y dan una mayor sensación de luminosidad. Pero también ocurre lo mismo con los suelos, las maderas claras y las baldosas blancas ayudan a que todo se perciba con más brillo.
  • Pavés o cerramientos de cristal para tus baños u otras estancias. Los cuartos de baño de muchas casas, sobre todo de apartamentos, son interiores y no tienen luz natural o bien dan a patios de luces muy poco luminosos. Una manera de conseguir que tengan luz natural es jugando con el pavés para alguna de sus paredes o, más de moda hoy en día, con cerramientos de cristal. Puede ser un gran elemento decorativo que encaja especialmente bien en cuartos de baño de dormitorios.
  • Puertas con cristal grande. Las puertas con un cristal de gran tamaño permiten que los pasillos reciban luz natural. El cristal no debe de ser de colores, porque el efecto de luz se aminorará, pero sí que puede ser blanco para evitar que se vea el interior de las habitaciones.

 

Trucos en la decoración que te ayudarán a aprovechar la luz

Pero si no estás pensando en reformar tu casa ni tampoco vas a construir una de cero, no tires la toalla. Hay otras maneras de aprovechar la luz con simples cambios en la decoración.

  • Elige estores que filtren los rayos ultravioletas. Estos estores dejan pasar la luz del sol pero no los rayos ultravioletas que dañan no solo tu piel, sino también tus muebles de madera. Además, respetan tu privacidad.
  • Juega con los espejos para que reflejen la luz. Los espejos son uno de los mejores elementos para conseguir un punto de luz efectivo en el hogar. Sitúalos estratégicamente y verás como gana luminosidad tu casa.
  • Cuidado con la colocación de los muebles. Es frecuente que la colocación de los muebles impida el correcto paso de la luz. Un armario voluminoso demasiado cerca de una ventana o una estantería totalmente cerrada para dividir espacios son errores frecuentes. Corrígenos y verás como gana tu hogar.
  • Orden. Sí, el orden y la limpieza también influyen en cómo percibimos la luz de un hogar. Una casa recogida, sin cosas por medio y en la que todo está en su sitio se verá más radiante. También es importante evitar recargar las decoraciones. El minimalismo es amigo de la luz.