Si estás pensando en conseguir tu vestidor ideal, te animamos a que luches por tu objetivo. Un vestidor es un espacio fundamental en cualquier vivienda moderna y una solución mucho mejor que ningún armario comprado ya que aprovecha el espacio al máximo al construirse totalmente a la medida. 

Para la construcción de un vestidor se pueden aprovechar diferentes espacios, desde un aseo al que no se le daba demasiado uso para crear un pequeño vestidor práctico,  hasta una habitación completa. Incluso puede hacerse una obra para mover el tabique del dormitorio y coger una parte de la habitación contigua, creando así espacio para un vestidor unido al dormitorio principal. Puede ser incluso la antesala al baño privado del dormitorio, siendo esta una de sus situaciones más cómodas.

Algunas personas utilizan las antiguas habitaciones dobles italianas para crear dormitorios con un gran espacio de vestidor muy elegantes, que aprovechan así de la mejor de las maneras una habitación sin luz natural. Y es que lo bueno del vestidor es que puede colocarse en cualquier hueco de la casa, ya que no precisa de ventanas, solo de una correcta iluminación artificial. 

5 Pasos para conseguir tu vestidor ideal

consigue-vestidor-ideal-siguiendo-estos-pasos

1- El espacio del que dispones

Lo primero que tienes que tener en cuenta a la hora de diseñar tu vestidor ideal es de cuánto espacio dispones. Esto puede determinar si el vestidor será lineal, en forma de L o de U ocupando toda la habitación. Si no tienes claro cómo puede quedar o cuánto espacio libre tendrás, un truco muy sencillo consiste en pintar con tiza en el suelo lo que ocuparía el vestidor y ver así si estarías o no cómodo moviéndote en el sitio que queda libre.

2- ¿Abierto o cerrado?

La discusión sobre si es preferible un vestidor abierto o cerrado no tiene un claro ganador. El vestidor abierto es muy bonito, hace que la habitación o el espacio parezcan más grandes y, además, resulta más económico ya que las puertas suelen ser la parte más cara de fabricar. Pero si no vas a ser capaz de mantenerlo muy ordenado, tal vez no sea la mejor idea. Además, el vestidor abierto también hace que entre más polvo en el interior. Con las puertas cerradas todo estará impecable sin tener que usar ni fundas ni cajas.

3- ¿Vestidor para uno o para dos?

Para la distribución de un vestidor ideal es importante saber si el vestidor lo va a usar solo una persona o dos. Si el vestidor es para una pareja los espacios deben de estar claramente diferenciados, aunque se pueden compartir, por ejemplo, las zonas para abrigos o para calzado, consiguiendo así aprovechar mejor todo el espacio al evitar duplicidades.

Es imprescindible que cada persona se limite a su zona y para eso se pueden probar métodos como el de Marie Kondo, que nos dice que una vez que hemos creado un espacio para un número determinado de prendas o de zapatos, al adquirir algo nuevo debemos de deshacernos de algo antiguo. Solo así, se mantendrá el equilibrio en el armario.

consigue-vestidor-ideal-siguiendo-estos-pasos

4- La distribución de las diferentes zonas

Ya decidido el espacio que va a ocupar el vestidor y también si va a tener una o más zonas, llega la hora de distribuir el interior. Cada persona debe de contar con espacio para colgar la ropa, con estantes para la que se guarda doblada, con zona de zapatero y con algún cajón, excepto si se tiene una cómoda adicional. 

La cantidad de espacio que se le otorgue a cada una de estas zonas va a depender de las preferencias de cada persona y de cómo le guste colocar su ropa. También se pueden crear otros espacios, como pantaloneros, espacios para colgar corbatas o bolsos o, incluso, cajones para relojes o joyas. 

5- Déjate aconsejar por carpinteros especializados

Aunque tú eres quien mejor sabes cuáles son tus necesidades, los carpinteros especializados son los que mejor conocen los entresijos de los vestidores y pueden darte los mejores consejos para perfeccionar tu propuesta de tu proyecto personal.

Anímate a seguir estos pasos y consigue tu vestidor ideal. Verás como agradeces cada día el haber tomado la decisión de crear este lugar en tu hogar, que te ayudará a mantener el orden y a tener tu casa perfecta.